Nuestros sitios
Compartir

7 pequeñas cosas que no te das cuenta que causan tu ansiedad

Por: Valeria Ávila 23 Sep 2015

Algunos historiadores se refieren a esta generación, ya sea como la era de la ansiedad o la desconectividad, teniendo estos dos factores algo en común, todos parecen estar […]


7 pequeñas cosas que no te das cuenta que causan tu ansiedad

Algunos historiadores se refieren a esta generación, ya sea como la era de la ansiedad o la desconectividad, teniendo estos dos factores algo en común, todos parecen estar sufriendo en silencio una especie de aprehensión, estamos desconectados de nosotros mismos, en cuerpo, mente o espíritu. No nos ocupamos de nuestras necesidades básicas, o la falta de la inteligencia emocional necesaria para ser capaces de navegar a través de nuestros pensamientos e interacciones diarias. Estas son 7 pequeñas cosas que no te das cuenta que causan tu ansiedad. 

1. La identificación con eso: 

A menudo has confundido una mala sensación; un ataque de ansiedad (incluso si es recurrente) como una señal de que todo se está cayendo y tú eres una persona rota con una vida rota a causa de ello. Esto es lo que pasa cuando te identificas con algo que no es tuyo en esencia. Y puedes aliviar tu ansiedad al instante recordándote: “Yo no soy mi cuerpo, yo no soy mis sentimientos, yo no soy mis pensamientos, yo soy el ser que está en este cuerpo, experimenta estos sentimientos, escucha estos pensamientos.”

7 pequeñas cosas que no te das cuenta que causan tu ansiedad 0

Este video te puede interesar

2. No pasar suficiente tiempo con tus seres queridos: 

Socializar parece ser una cosa de ocio en estos días, pero es una parte esencial de lo que somos como seres humanos. Es una necesidad básica, no un lujo. En nuestras mentes, los medios de comunicación social a menudo toman el lugar de la socialización real – pero nos mantienen informados, no conectados, y tenemos que sentirnos conectados para sentirnos en paz. Trata de tomar unos cuantos fines de semana libres para pasar en familia, llama a tus abuelos, da prioridad a las personas en tu vida, tanto como lo que haces diariamente.

3. No beber suficiente agua: 

Estar deshidratada al instante te pone tensa, especialmente si tomas café durante el día. La deshidratación interfiere con el adecuado funcionamiento del cerebro y el cuerpo, lo que, en términos técnicos, te envía emocionalmente fuera de los carriles.

4. Carecer de estructura: 

Esto es más sencillo de lo que parece: cuando se sabe lo que viene y ya sabes qué esperar en tu hora a hora, día a día, semana a semana de vida, el cerebro puede desactivar el “miedo a lo desconocido para la función de supervivencia “. Hay una razón por la que algunas personas prosperan en estructura, y es porque: eres capaz de trascender de tu aprehensión inherente a lo que no estás seguro de, y realmente puedes mostrar las cosas hasta que las vas a hacer.

7 pequeñas cosas que no te das cuenta que causan tu ansiedad 1

5. Estas aburrida cuando tienes demasiadas cosas por hacer: 

Una cosa rara ocurre cuando sabes que tienes mucho que hacer por lo que, de repente, acabas por decidir no hacer nada de eso en absoluto. Sí, es un mecanismo de defensa, y está sucediendo con más frecuencia de lo que piensas. Una gran cantidad de ansiedad está arraigada en simplemente ser aburrida. Pero no estás realmente aburrida – estás desviando lo que realmente necesitas hacer, adormeces tu vida porque tienes miedo de enfrentarlo (incluso cosas tan simples como la leve molestia de iniciar un proyecto).

6. Tener azúcar baja en la sangre: 

Tu cerebro utiliza el azúcar (glucosa) como combustible. Si tus niveles son particularmente bajos y / o bajan demasiado rápido, dará lugar a una “lucha o huida” que enviará cortisol a través de tu cuerpo para hacer frente a la amenaza que, en este caso, es poco combustible. Si estás preocupada acerca de las calorías extra, prueba algo saludable, como la fruta.

7 pequeñas cosas que no te das cuenta que causan tu ansiedad 2

7. Resistir sentirse ansiosa: 

La mayoría de las veces la ansiedad es el resultado de no ser capaz de fusionar nuestros cerebros y nuestros corazones. En esencia: tenemos una experiencia emocional a la que no podemos dar sentido, por lo que nos resistimos a ella. En esa resistencia, sufrimos. Llegamos a ser hiper-sensibles a cualquier cosa que pueda causar que experimentemos la emoción que estamos tratando de evitar. La ansiedad es lo que sucede cuando se trata de controlar los factores externos que pueden llevar a ese resultado. La única manera de ganar es dejarte sentir, es la forma de permitir que pase.

Con información de: bustle.com

Descarga GRATIS nuestro especial del mes
Descargable Mujer de 10
Descarga AQUÍ nuestro ESPECIAL: GUÍA DEL BEBÉ. ¡Descárgalo GRATIS!
¿QUÉ TEMA TE INTERESA?