Nuestros sitios
Compartir

10 Tips para manejar una tarjeta de crédito y sacarle provecho

Por: Valeria Ávila 16 Oct 2015

¿No sabes como manejar una tarjeta de crédito? ¡Sácale provecho! Con estos tips te ayudamos a hacer un uso adecuado de este servicio bancario.Si tuviera un peso […]


10 Tips para manejar una tarjeta de crédito y sacarle provecho

¿No sabes como manejar una tarjeta de crédito? ¡Sácale provecho! Con estos tips te ayudamos a hacer un uso adecuado de este servicio bancario.

Si tuviera un peso por todas las veces que he escuchado que las tarjetas de crédito son el diablo sería millonaria. Tener una es una llave de acceso a muchas cosas que utilizándola bien puede ser fabulosa, pero haciendo un uso descuidado nos puede llevar a líos muy serios. Checa estos tips para manejar una tarjeta de crédito y úsala a tu favor. ¡Te ayudamos!

1. No es una extensión de tu salario

Si ganas 10 mil al mes y tienes una tarjeta de línea de crédito de 20 mil, no pienses que mágicamente tienes en tu bolsa 30 mil pesos para comprarte lo que quieras. Recuerda que un crédito es dinero PRESTADO que lo tendrás que pagar y en muchas ocasiones, con un alto interés. No te endeudes con cosas que no podrás pagar.

Este video te puede interesar

Foto: Google

Foto: Google

2. SIEMPRE paga a tiempo

Además de librarte de las molestas llamadas del banco, te ayudará a tener un mejor historial en buró de crédito. Esto es un boleto de oro, ya que te abre las puertas a extender tu línea de crédito, préstamos, financiamientos, etc. Con el beneficio añadido de que no se acumulará tanto interés.

Foto: Giphy

Foto: Giphy

3. Jamás te olvides del interés

Es MUY, MUY MUY importante leer las letras chiquitas. Esas que dicen “CAT promedio del %” o “Tasa de interés del %” Investiga cuál es la tarjeta que tiene la tasa de interés más baja, aquella que te da mejores beneficios por tu línea de crédito y la que te cobra menos de anualidad. Puede estar muy bonita y ser muy publicitada, pero puede ser mortal para tu cartera. Asesórate con alguien que sepa del tema.

Foto: Google

Foto: Google

4. Si es posible, domicilia el pago

Si tienes tu cuenta de nómina y tu tarjeta de crédito en el mismo banco, usualmente ellos te ofrecen el servicio de pago domiciliado, si las tienes en distintos bancos, siempre puedes pedirle a tu ejecutivo que te de “portabilidad”. Esto funciona muy bien si eres olvidadiza de tus fechas de corte (como yo) pero te aseguro que esto funciona. Y mejor de lo que crees.

Foto: Giphy

Foto: Giphy

5. Ten a la mano tus gastos y cargos

Es VITAL que tengas a la mano y hagas revisión constante de los cargos hechos a tu tarjeta de crédito, así puedes detectar movimientos sospechosos, cargos que sepa de dónde salieron y evitarte problemas de clonación bancaria. Ante cualquier cargo que no reconozcas, comunícate con tu banco y pide una aclaración. Sí te regresan tu dinero (si es algo que no hiciste tu) y abren una investigación para proteger tu cuenta. Te lo digo por experiencia propia.

Foto: Google

Foto: Google

6. Evita pagar el mínimo

Este es el secreto mejor guardado de los bancos. Si pagas el mínimo (como mucha gente lo hace) el banco asegura que tu deuda siga por ¡AÑOS! ¿Por qué? Porque realmente no estás pagando los intereses de tu deuda y éstos son los que te hacen pagar el doble o hasta el triple de lo que te costó en realidad usar la tarjeta. Aquellos que pagan el adeudo total de su tarjeta en el mes, son los que terminan pagando menos y les “agradan menos” a los bancos, porque no les generan tantas ganancias como los que pagan por cachitos.

Foto: Giphy

Foto: Giphy

7. No la cargues a todos lados

Cuida tu tarjeta, porque en estos tiempos aciagos, cualquier cosa puede suceder. Desde perderla, que te la roben, que la clonen o hasta que tu, en un buen fin te gane la imprudencia y termines endeudándote hasta las chanclas. Evita llevarla al antro (porque terminas gastando demás o pagando una botella que tu no te bebiste) y a lugares donde crees que puedes darle un uso inadecuado, como a una temporada de rebajas.

Foto: Google

Foto: Google

8. Una línea de crédito grande no siempre es buena

Quienes tienen una línea de crédito pequeña siempre sueñan con que se las amplíen pero esto no es del todo bueno ¿por qué? Porque el banco te ofrece en ocasiones dos o hasta tres veces más de lo que puedes pagar y al tener una línea de crédito de 20 mil, es mucha la tentación de no gastarse todo. Sin embargo, puedes terminar con una deuda del tamaño del Banco Mundial y heredarle deudas hasta al hijo de tu gato. Así que si te dan una línea de crédito de 5 mil, quédate con esa. Y si ves que te están dando una muy grande y tienes dudas, siempre puedes pedir una menor.

Foto: Giphy

Foto: Giphy

9. Haz uso de los programas de beneficios que te da tu banco

Cuando llega el cobro de la anualidad, te da tanto enojo no haber utilizado más el programa de beneficios que te da tu tarjeta, que te recomiendo que si lo tienes, úsalo. Úsalo cuanto puedas, aprovecha al máximo los puntos, millas, descuentos, preventas y todas aquellas cosas que tu banco te brinda por tener una tarjeta con ellos.

Foto: Google

Foto: Google

10. Si no puedes con ella, acude al banco

En caso de que todo falle y estés metida en una broncota porque no puedes pagar la deuda de tu tarjeta, SIEMPRE será mejor acercarte a tu banco a esperar a que por un hechizo de Harry Potter, el banco olvide tu caso y jamás de los jamases te cobre. Ellos pueden ayudarte a programar un esquema de pagos o refinanciar tu deuda. Ellos siempre querrán recuperar el dinero que te prestaron y que tu puedas seguir con tu tarjeta. Es un ganar, ganar. Hazlo y olvídate de estar en buró de crédito con un historial negro por morosidad.

Foto: Giphy

Foto: Giphy

Si quieres más tips de dinero, ahorro y créditos, entonces has llegado al lugar indicado:

¿Qué tips para manejar una tarjeta de crédito te han ayudado a mejorar tu relación con el dinero?

Descarga GRATIS nuestro especial del mes
Descargable Mujer de 10
Descarga AQUÍ nuestro ESPECIAL: MUJERES TRANSFORMANDO NEGOCIOS. y entérate. ¡Descárgalo GRATIS!
¿QUÉ TEMA TE INTERESA?