Nuestros sitios
Compartir

Tips para NO subir de peso con la cena navideña

Por: Valeria Ávila 16 Dic 2015

Pavo, romeritos, bacalao, pasteles y vinos, esto y más platillos y bebidas deliciosas son a lo que nos enfrentamos cada cena navideña y de año nuevo. El […]


Tips para NO subir de peso con la cena navideña

Pavo, romeritos, bacalao, pasteles y vinos, esto y más platillos y bebidas deliciosas son a lo que nos enfrentamos cada cena navideña y de año nuevo. El problema viene en enero, cuando nos subimos a la báscula, es ahí cuando nuestros peores miedos se vuelven realidad: un aumento de peso que no sabemos ni cómo ni cuándo ocurrió. Ahora ya no tendrás por qué preocuparte, porque te voy a decir unos tips para que en estas fechas mantengas tu línea:

No vayas muriendo de hambre

Esto puede parecer una obviedad, pero es el primer paso que omitimos. Preferimos no comer para poder llegar a la cena y entonces ingerimos sin control. Te recomiendo que tomes un lunch ligero antes de la noche, para que así tu estómago se mantenga lleno y puedas disfrutar al mismo tiempo la cena sin ninguna culpa. Recuerda, es calidad y no cantidad.

tips7

Este video te puede interesar

No toques los aperitivos

A veces en las fiestas decembrinas se suelen ofrecer aperitivos que despierten el hambre del comensal, y vaya que funcionan. El problema, sin embargo, es que a veces ingerimos más canapés, por ejemplo, que la cena misma. Así que no se te pase, a veces los alimentos más pequeños son los que más nos engordan, ya que creemos que su tamaño es inofensivo.

tips2

Plato pequeño, tenedor abajo

Otro de los trucos infalibles se da en la mesa. En lugar de pedir un plato normal, prefiere siempre el más pequeño, así tus porciones se verán reducidas significativamente; asimismo, colocar el tenedor en el plato después de cada bocado ayudará a que ingieras mejor tu comida, ayudando a tu digestión y de paso a no comer tanto.

tips1

Menos alcohol, menos calorías

Si piensas “está bien, no comeré mucho, pero entonces tengo derecho a beber”, te equivocas. Gran parte del contenido calórico que se obtiene en estas fechas es precisamente por bebidas con alto contenido de alcohol, así como las altas en carbohidratos (la cerveza, por ejemplo). Tomar una o dos copas en la noche para brindar y pasarla bien es lo ideal, pensar que la cena navideña se resume en la resaca del día siguiente, no.

tips5

Si cocinas, dile no a las probadas

Es cierto, nunca se puede saber si un platillo ha quedado delicioso a menos que lo degustes tú. No obstante, hacerlo repetidamente es casi lo mismo que tomar un lunch y luego una cena con la misma cantidad de calorías, grasa y carbohidratos. Así que de ser tú la encargada de preparar la cena navideña, ten a alguien a tu lado para que sea él quien dé el visto bueno. Créeme, al final del día tanto tu cena como tu figura estarán espectaculares.

tips4

¿Postre? Sin chocolate, por favor

Llega la hora del postre y es la peor tortura dentro de la cena. Pues bien, para que este momento no sea un tormento, elige una porción muy pequeña de uno a dos postres que se sirvan, así satisfaces tu antojo sin comprometer tu peso. Si necesitas saber cuáles elegir, no te fijes en la ilusión de a qué sabrá, sino más bien en lo visual. Otra cosa muy importante es que no tenga chocolate, sí, lo sentimos, pero éste ingrediente es el peor enemigo de tu peso. Prueba con frutas almibaradas o panes secos.

tips3

Ahora ya lo sabes, ir a una cena de navidad o año nuevo no tiene por qué ser uno de tus peores momentos, menos significa tener que matarte de hambre mientras todos los demás gozan los platillos. Sólo tienes que hacer buenas decisiones y tu cuerpo en enero te lo va a agradecer.

Descarga GRATIS nuestro especial del mes
Descargable Mujer de 10
Descarga AQUÍ nuestro ESPECIAL: MUJERES TRANSFORMANDO NEGOCIOS. y entérate. ¡Descárgalo GRATIS!
¿QUÉ TEMA TE INTERESA?