Nuestros sitios
Compartir

Testimonios: Empodérate frente al cáncer de mama

Por: Mujer de 10 16 Jul 2019

Nueve generosas mujeres que han desafiado el diagnóstico, te comparten los pensamientos y actitudes que funcionan para salir adelante hacia el camino de la sanación. Empodérate frente […]


Testimonios: Empodérate frente al cáncer de mama

Nueve generosas mujeres que han desafiado el diagnóstico, te comparten los pensamientos y actitudes que funcionan para salir adelante hacia el camino de la sanación. Empodérate frente al cáncer de mama.

POR VERÓNICA ROMERO*

“Tiene un pequeño cáncer”, diagnosticó el médico después de la primera biopsia del bulto que me había palpado meses atrás en un seno. “Pequeño”, dijo, seguramente porque me consideraba en etapa temprana y porque no deseaba alarmarme. Falló.

Cada mujer que ha escuchado pronunciar de un médico la palabra “cáncer” reacciona de diferente manera; algunas enmudecen, otras racionalizamos, hay quien se instala en la negación, pero casi podría asegurar que la mayoría pensamos en la posibilidad de morir, sería mentir no admitirlo, aunque lo mismo podría pasar si nos dijeran que padecemos diabetes, neumonía o cualquier otra enfermedad que conlleve un riesgo y requiera tratamiento. Sin embargo, ¿por qué el escalofrío del cáncer estremece peor?

Este video te puede interesar

Empodérate frente al cáncer de mama

Foto de Shutterstock

De acuerdo con Gina Tarditi, psicoterapeuta y autora del libro Las emociones y el cáncer. Mitos y realidades, el cáncer es una de las enfermedades más mitificadas en nuestros días. Por ejemplo, se le relaciona con la ira y el resentimiento reprimidos, con la falsa idea de que las personas se provocan la enfermedad porque no han sabido expresar sus emociones, además le añadimos un lenguaje bélico, “como una guerra a lidiar”, “una lucha”, “el enemigo a vencer”, y erróneamente, casi en forma generalizada, se le considera sinónimo de muerte.

“Durante muchos años, lo único que escuchamos fueron los casos desafortunados, no nos llegaban los grandes avances, la información científica no era fácil de entender y los pacientes no deseaban ser estigmatizados y por ello no hablaban abiertamente de sus experiencias. Las mujeres, sobre todo las que han padecido cáncer de mama, han puesto el ejemplo y generado movimientos importantes para difundir que existen muchas opciones respecto a qué hacer con la enfermedad, que no significa muerte y dolor. Hoy en día, podemos ver más sobrevivientes que nunca antes.”

PALABRAS DE VALOR

Con la idea de destacar esas herramientas mentales y emocionales, con respeto absoluto a cada una de sus historias, compartimos las reflexiones clave de los testimonios de nueve mujeres como tú, que vivieron o aún viven con cáncer de mama. Agradecemos profundamente su generosidad al abrir sus experiencias, pues todas lo hicieron con el deseo genuino de que conozcas una ruta segura y apacible por dónde transitar si vives algo parecido en lo personal o con algún ser querido.

 “Aceptar la enfermedad y el tratamiento con reflexión, valor, y con la certeza de que se está haciendo lo correcto me dio fuerzas para salir adelante. Esta enfermedad no es un castigo, es sólo una prueba”. Lizbeth Fabiola Salazar, 40 años (en remisión).

“Es importante acudir a un grupo de apoyo. Yo ahuyentaba los pensamientos negativos procurando la compañía de los demás. Mandé un ´boletín de prensa´ a mis amigos y familiares para informarles y mantenerlos al tanto, pues una cualidad que me reconozco es el sentido del humor….y ¡cómo ayuda!”. Adriana Pérez, 57 años (en remisión).

“Durante el proceso mantuve una actitud positiva para tener la fortaleza de concluir el tratamiento, pensé en Dios y tuve fe en que todo estaría bien, sabía que mi familia y amigos estaban (y siguen) a mi lado”. Patricia Díaz, 43 años (en remisión).

“Cuando estamos con amigos me divierto, platico de miles de temas diferentes, no del cáncer. Me enfoco al hoy, sin pensar en el pasado ni en el futuro”. María de Jesús Téllez, 63 años (en tratamiento).

“Cuando lleguen los pensamientos negativos, trata de reemplazarlos con algo bueno, por ejemplo nadar, caminar, practicar yoga o tai chi, leer, cocinar, lo que tengas permitido. Disfruta lo que sí puedas comer y hacer. Tener paciencia es muy importante, porque es una enfermedad larga”. Paty Sánchez, 61 años (en tratamiento).

Me permito llorar para beste online casino después pelear contra la enfermedad. No somos tan débiles como pensamos, no debemos tenernos lástima. Para mí, ha sido importante no permitir que se me trate como enferma”. Irene Gómez, 45 (en tratamiento).

“Es muy desconcertante saber que estás ahí, agazapado, acechando silencioso, creciendo e invadiéndome. ¡Cómo pude pensarme inmune a tu poder! (…) Me pregunto cómo avanzas, cómo creces, a dónde te diriges (…) Ahora sé que no fui inmune a ti, pero también sé que soy más fuerte y más poderosa que tú”. Extraído del poema escrito por Vicky Estebaranz a su tumor, una noche antes de su cirugía, 68 años (en remisión).

Empodérate frente al cáncer de mama

Foto de Shutterstock

A mí, me funcionó desprenderme de tabúes y pensamientos catastróficos, no negar la enfermedad ni buscar un ‘por qué yo’. Tener confianza en mi cuerpo y en Dios me dio esperanza y tranquilidad”. Eva Hernández, 30 años (en remisión).

“Al tratamiento lo veía como algo que me ayudaba, fue como volver a nacer. No hay que sentirse culpable del ‘por qué te dio’, no es un castigo, no es por tu carácter ni por lo que eres. Busca información para conocer el origen real del cáncer”. Guadalupe del Río, 58 (en remisión).

“Lo que nos duele no es lo que nos sucede, sino cómo lo interpretamos. Si interpretas tu enfermedad como lo peor que te pudo haber ocurrido, como un fracaso o algo que te generaste o que no vas a poder afrontar, sin duda el camino será más complicado. Apuesta por lo mejor, confía en tu capacidad de afrontarlo y saldrás fortalecida. No te dejes secuestrar por tus circunstancias, tu vida sigue teniendo sentido a pesar de la enfermedad”, finaliza Tarditi.

Como estas mujeres valientes, tú también empoderáte frente al cáncer de mama. Si quieres inspirar a otras mujeres, te invitamos a compartir qué te funcionó o te está funcionando contra la enfermedad.

*Verónica Romero es psicóloga y escribe sobre temas de bienestar emocional y crecimiento personal.

Fuente: Gina Tarditi Ruíz, psicoterapeuta con más de 20 años trabajando con pacientes con padecimientos crónicos, particularmente cáncer. Autora del libro Las emociones y el cáncer. Mitos y realidades. Océano (2013)

Descarga GRATIS nuestro especial del mes
regreso a clases FUD
Descarga AQUÍ el especial Regreso a clases con Fud ¡Descárgalo GRATIS!
¿QUÉ TEMA TE INTERESA?