Nuestros sitios
Compartir

10 errores típicos al planear una boda

Por: Valeria Ávila 31 Ene 2020

En una boda, siempre habrán errores o muchas cosas que pueden salir mal. Sin embargo, con una wedding planner o la ayuda de tu comité de boda, ese […]


10 errores típicos al planear una boda

En una boda, siempre habrán errores o muchas cosas que pueden salir mal. Sin embargo, con una wedding planner o la ayuda de tu comité de boda, ese día puede ser tan mágico como lo soñaste.

Nosotras queremos que cumplas tu objetivo de que ese día sea el más mágico de tu vida, por eso te ayudamos detallando los 10 errores que muchas parejas cometen y que debes estar atenta para que tu boda no viva los estragos de ellos:

1. Presupuesto, presupuesto, presupuesto

La boda costará lo que tu quieres invertirle, antes de si quiera ver fecha, fijen el presupuesto que quieren gastar. Los errores que cometen muchas novias, están cuando quieren una boda súper lujosa pero no tienen tiempo para ahorrar, prepararse y terminan en números rojos después del evento.

Este video te puede interesar

2. Olvidar al novio

Recuerda que ese día, no es sólo tu día, también es de tu otra mitad. Aunque él parezca completamente desinteresado en el evento, no está bien que lo ignores por completo. Inclúyelo dentro de la planeación, pregúntale su opinión, delégale alguna tarea como escoger al proveedor del banquete o al grupo de música.

3. Competir con las amigas

¡Nada más angustioso para una novia, que sus amigas se casen primero!… y la verdad es que, si las parejas pensaran en su “celebración ideal” en vez de elegir por separado lo que está “in” en las bodas, ninguna boda se parecería a otra. La originalidad no está en los proveedores que contrates, sino en el concepto que diseñes para tu día especial.

4. Querer perder los kilos del mundo para el evento

Es una de las metas de la mayoría de las novias y no tiene nada de malo. El problema aparece cuando quieres perder demasiados kilos para entrar en ese vestido. Si te compras un vestido más pequeño que tu talla, con la meta de que vas a entrar antes de la boda, ¿qué crees que pasará si no lo consigues?

5. ¡Hacerla en diciembre!

Las bodas son más costosas en este mes porque hay mucha demanda de lugares y servicios de todo tipo por los eventos de fin de año. Además, es cuando las personas tienen más compromisos que cumplir en otras fiestas y posadas, y cuando tienen mayores gastos (no te darán un buen regalo); lo cual puede provocar un ausentismo involuntario en ese día tan especial para ti. Por otra parte, es invierno y si el calentamiento global no hace su trabajo en un evento al aire libre, se puede lamentar el exceso de frío ese día.

6. Olvidarse de los invitados

Sí, una boda se trata de tu y tu pareja, sin embargo siempre hay que tener en cuenta a la gente que nos rodea, pues gracias a ellos es que la boda se organiza. Así que siempre ten en cuenta qué tan flexible puede ser el servicio que contrates para que todos se sientan agusto, no se trata de complacer a todos, sino de tener un detalle con tus invitados que diga “me alegra que estés aquí conmigo”

7. No tener un plan “B”

Siempre hay que estar preparados para los posibles inconvenientes que se puedan presentar, si es en un jardín tener carpas, si es en playa, fijarse que haya un lugar para refugiarse del mal tiempo, si el grupo musical viene retrasado tener una opción extra. Créeme que será mejor pensar a futuro que estar solucionando cosas el mismo día.

8. No delegar

Si eres de esas novias obsesivas que no confía en nadie y que le gusta hacer todo por ella sola, te aconsejamos que comiences a planear tu boda con suficiente tiempo de anticipación, ya que la planeación de una boda requiere de ayuda de familiares o en algunos casos de expertos en bodas. Puesto que el día de la boda tu no vas a poder atender algún imprevisto, lo mejor sería que alguien cercano a ustedes este al tanto de todo para así poder ayudarlos y que ustedes disfruten de su día.

9. No idealices tu boda

Para empezar, nunca pienses que todo va salir como te lo imaginaste. Mientras algunas cosas pueden tornarse sorpresivamente mejores, otras simplemente fallan. Los contratiempos e imprevistos forman parte de la organización de cualquier evento. Tómalo con calma y no te preocupes más de la cuenta si algo sale mal.

10. ¡No disfrutarla!

¡Es el día de tu boda! Relájate y olvídate de detalles, proveedores, familia, peleas y demás. Disfrútala, baila, canta, pásatela genial, pues al fin y al cabo todo el gasto que han hecho es para disfrutarlo juntos y con sus seres queridos.

 

Lee también:

Los diez mandamientos de la organización de la boda

¿Quieres un matrimonio duradero? Ten una boda económica

Errores que debes evitar cuando planeas tu boda

Descarga GRATIS nuestro especial del mes
Descargable Mujer de 10
Descarga AQUÍ nuestro especial INTERCERAMIC: ¡Libera tu imaginación y remodela tu casa! ¡Descárgalo GRATIS!
¿QUÉ TEMA TE INTERESA?