Compartir
Suscríbete al NEWSLETTER

Tarjetas con rendimientos, otra forma de poner a trabajar tu dinero además de los cetes

Por: Eloísa Carmona 28 de Febrero
Tarjetas con rendimientos, otra forma de poner a trabajar tu dinero además de los cetes
Comparte éste artículo

La importancia de invertir para el futuro financiero.

El ahorro es fundamental dentro de las finanzas personales, pero más allá de simplemente guardar dinero en una cuenta corriente o en una alcancía, es esencial considerar las inversiones como una estrategia para hacer crecer esos fondos. Pero si solo conoces los cetes porque son los más seguros, entonces es momento de introducirte a las tarjetas con rendimientos.

La razón principal para invertir en lugar de simplemente ahorrar radica en el poder del crecimiento del dinero a lo largo del tiempo. Mientras que el dinero guardado en una cuenta de ahorros puede mantener su valor en términos nominales, está sujeto a la erosión causada por la inflación.

Es decir, con el tiempo, el poder adquisitivo de esos ahorros disminuirá. Pero si inviertes esos fondos en instrumentos financieros adecuados, generarán rendimientos que superen la tasa de inflación, y tu dinero crecerá en términos reales.

Uno de los métodos más seguros son los Certificados de la Tesorería de la Federación (cetes), un instrumento de inversión de renta fija emitido por el gobierno mexicano a través del Banco de México. Estos certificados son muy considerados como seguros en México, ya que están respaldados por el gobierno federal.

Pero existen otros métodos para poner a trabajar tu dinero y lo mejor es diversificar el portafolio y mitigar riesgos. 

Tarjetas con tasas de rendimientos: cómo funcionan

Las tarjetas con tasas de rendimientos son aquellas que te ofrecen guardar tu dinero con una ganancia anual. Por ejemplo, la Cuenta Nu tiene la función de “Cajitas” de ahorro que ofrecen el 15% de ganancia, pues generan rendimientos como las acciones y los fondos de inversión.

Con este tipo de cuenta, aunque el porcentaje de 15% es anual, los rendimientos se calculan diario, es decir, el dinero que tengas dentro de la “Cajita” crecerá día con día.

Por ejemplo, si inviertes 2 mil 500 pesos en tu Cajita, para calcular los rendimientos diarios tienes que dividir la tasa anual de rendimientos del 15% entre 365, que son los días del año, luego multiplicar 2500 por el resultado de la operación anterior y el resultado será tu ganancia diaria. En este caso, la ganancia es de 1 peso diario.

Si vas añadiendo dinero, por pequeña que sea la cantidad, cada día te generará más dinero. Así, entre más ahorres, mayores serán los rendimientos. Esto hace de este tipo de cuenta una gran alternativa a los cetes, pues puede resultar más accesible ver las ganancias diarias, a diferencia de los cetes, cuyos rendimientos funcionan a 28 días o un mes.

Te recomendamos
Eloísa Carmona
Eloísa Carmona eloisa.carmona Amateur de la moda, amante de las uñas y apasionada por los temas que tocan a las mujeres.
Comparte éste artículo
Este video te puede interesar
Suscríbete al Newsletter
¡SUSCRÍBETE!
Descargable Mujer de 10
Descarga GRATIS nuestro especial del mes Sofía Castro: Nuestra chick girl 2024